City Tour: Un recorrido por la Ciudad


El city tour es una instancia obligada en cualquier viaje. Es la forma más natural de reconocer el entorno donde se va a pasar una estadía, orientarse hacia donde fluye la dinámica cotidiana. En definitiva, saber para dónde ir cuando se sale en busca de los atractivos turísticos que despiertan el interés.

Contratar un tour guiado puede ser la opción más adecuada cuando se quiere conocer el lugar mediante el relato de un especialista, quien sabrá hacer un buen resumen de los puntos más emblemáticos. También es ideal para los que temen perderse y los que prefieren la compañía de un grupo.

En cambio, los turistas que eligen realizar el recorrido en forma independiente, tienen algunas alternativas de las cuales pueden hacer uso y confeccionar un paseo a la medida de sus intereses.

Antes de viajar, se recomienda investigar acerca del lugar. El estudio previo permitirá conocer un poco acerca de las características históricas, naturales, sociales y culturales, así como identificar los símbolos patrimoniales. Todos esos puntos de interés turístico se vuelcan en un listado y sobre esa nómina se resaltan los que despiertan mayor curiosidad.

El siguiente paso consiste en conseguir un plano y ubicar los puntos en el mapa. De este modo, se podrán observar distancias y tener en cuenta aquellos que están más cercanos entre unos y otros. Será importante tener en cuenta si el recorrido es posible realizarlo a pie o en algún medio de transporte público, si es que no se cuenta con movilidad propia.

La operación de confeccionar el itinerario se puede realizar de manera artesanal, marcando los puntos en el plano, o recurrir a ayudas como la de Google Maps que permite organizar los atractivos turísticos directamente sobre la aplicación.

Siempre es recomendable, una vez en destino, pasar por una oficina de información turística para corroborar los datos que se recopilaron, y faciliten actualizaciones respecto de horarios de atención de museos y cronograma de eventos, así como información respecto de la disponibilidad de los atractivos para ser visitados.

Una vez que se cuenta con el mapa y la información adecuada, ya se está en condiciones de realizar el recorrido. Sin embargo, aún hay otras decisiones que se pueden tomar. Existen destinos en los que se puede hacer uso de los servicios de bus turístico. Normalmente estos buses ofrecen la posibilidad de subir y bajar en cualquiera de las paradas y visitar los atractivos que se elijan, pagando una única tarifa. A veces hay abonos que permiten realizar el recorrido en varios días. Un sistema de audio en varios idiomas relata algunas de las características de los sitios de interés.

El bus turístico tiene cierto aire pintoresco. No obstante, muchos de los lugares que visita, pueden conocerse utilizando el transporte público. Si bien hay que pagar un pasaje cada vez que se aborda uno, lo cierto es que el costo puede ser mucho menor que el del servicio turístico. También se puede realizar el periplo de reconocimiento en bicicleta.

A veces se puede acceder al relato de la información respecto del lugar que se visita mediante un sistema de audio en MP3. Este material puede estar disponible para descargar desde las páginas de los organismos de turismo, o lo pueden facilitar en las propias oficinas. En aquellos destinos en los que no existe tal facilidad, en cambio, se puede encontrar que hay una señalización adecuada que guía el recorrido aportando información escueta que da cuenta de la importancia de cada lugar. En otros casos, puede ocurrir que la marcación no cubra las expectativas y cueste dar con el atractivo buscado

Otro aspecto que hay que considerar, es la seguridad de la zona por la que se va a circular. También las distancias y el clima. Si no se toman los recaudos, es posible que el itinerario lleve más tiempo del esperado, por lo cual siempre es recomendable ir con calzado y atuendo adecuado y no olvidar llevar una botella de agua, y por supuesto, la cámara de fotos y el mapa.

El city tour es una instancia necesaria e imprescindible para cualquier viajero que pretenda aprender, conocer, descubrir los tesoros que captan su interés y que hacen al patrimonio del lugar que se visita. La forma en que el turista lleve a cabo el recorrido, es como un plato sabroso, que se prepara a gusto y placer del consumidor. Las opciones están disponibles, sólo es cuestión de elegir una y disfrutarla.

Fuente:TodoParaViajar

Categorías:Inicio, Tips de ViajesEtiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: